Kabul es un precioso caballo que era usado para deporte y competición hasta que dejó de ser «útil» para su dueño y le sobraba. Lo rescatamos y ahora vive felizmente en nuestra Pradera de Soto del Real